Home page  |  About this library  |  Help  |  Clear       English  |  French  |  Spanish  
Expand Document
Expand Chapter
Full TOC
Preferences
to previous section to next section

close this bookRespuesta de la Salud Pública a las Armas Biológicas y Químicas - Guía de la WHO - Segunda Edición (OPS; 2003; 302 paginas) [EN] [RU] View the PDF document
View the documentPrefacio a la edición en español
View the documentPrólogo
View the documentAgradecimientos
View the documentResumen ejecutivo
View the documentAbreviaturas y acrónimos
View the documentLista de colaboradores
open this folder and view contents1. Introducción
open this folder and view contents2. Evaluación de la amenaza a la salud pública
open this folder and view contents3. Agentes biológicos y químicos
open this folder and view contents4. Preparación y respuesta en salud pública
open this folder and view contents5. Aspectos legales
close this folder6. Fuentes internacionales de asistencia
open this folder and view contents6.1 Naciones Unidas
View the document6.2 Organización para la Prohibición de Armas Químicas (Organisation for the Prohibition of Chemical Weapons)
View the document6.3 Convención sobre Armas Biológicas
View the document6.4 Organización Mundial de la Salud/Organización Panamericana de la Salud
View the document6.5 Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (Food and Agriculture Organization of the United Nations, FAO)
View the document6.6 Oficina Internacional de Epizootias (Office International des Epizooties)
View the document6.7 Organizaciones no gubernamentales
View the document6.8 Información sobre contactos
View the documentBibliografía
open this folder and view contentsAnexo 1: Agentes químicos
open this folder and view contentsAnexo 2: Toxinas
open this folder and view contentsAnexo 3: Agentes biológicos
open this folder and view contentsAnexo 4: Principios de protección
open this folder and view contentsAnexo 5: Precauciones contra el sabotaje de agua potable, alimentos y otros productos
open this folder and view contentsAnexo 6: Fuentes de información
View the documentAnexo 7: Afiliación de los estados miembro de la OMS a los tratados internacionales sobre armas químicas y biológicas
View the documentCubierta Posterior
 

6.4 Organización Mundial de la Salud/Organización Panamericana de la Salud

La Organización Mundial de la Salud (OMS) es una agencia especializada de las Naciones Unidas que cuenta con 192 Estados Miembro. Su Secretariado tiene sede principal en Ginebra y cuenta con seis oficinas regionales y 141 representaciones nacionales. De acuerdo con su Constitución, las funciones de la Organización son, entre otras:

• actuar como la autoridad directora y coordinadora del trabajo sanitario internacional;

• proporcionar asistencia técnica apropiada y, en las emergencias, la ayuda necesaria por solicitud o aceptación de los gobiernos;

• suministrar información, consejo y asistencia en el campo de la salud;

• desarrollar, establecer y promover estándares internacionales en lo relacionado con alimentos, productos biológicos, farmacéuticos y similares.


El uso de armas químicas o biológicas puede dar como resultado emergencias médicas y de salud pública extremadamente serias, incluso un aumento repentino y significativo del número de casos y fallecimientos debido a diversas enfermedades. A la luz de su mandato, la OMS desempeña un papel crítico para enfrentar tales emergencias.

La OMS se comprometió oficialmente con el tema de las armas biológicas y químicas en 1969, en respuesta a una solicitud del Secretario General de las Naciones Unidas con el fin de que, en cooperación con el Grupo de Consultores Expertos de las Naciones Unidas en Armas Químicas y Bacteriológicas (Biológicas), preparara un informe sobre el tema2.

2 Véase la Sección 1.2.


Varios programas de la OMS proporcionan asistencia técnica en diversos aspectos relevantes de salud pública, como la preparación y la respuesta ante desastres naturales, por ejemplo, terremotos, y los causados por el hombre; accidentes químicos y radiológicos; emergencias humanitarias complejas; vigilancia de enfermedades transmisibles, incluida la alerta global sobre el brote y la respuesta; seguridad química; seguridad alimentaria y salud mental. Estos programas dependen en mucho del apoyo técnico y científico de la red de centros colaboradores de la OMS.

La OMS contribuye a la seguridad sanitaria global en el campo específico de alertas por brotes y respuesta a los mismos con: (i) el fortalecimiento de los programas nacionales de vigilancia, particularmente en el campo de la epidemiología y de técnicas de laboratorio; (ii) la diseminación de información confirmada sobre brotes de enfermedades y, cuando quiera que sea necesario, sobre el seguimiento, proporcionando apoyo técnico para la respuesta, y (iii) la recolección, el análisis y la diseminación de la información sobre enfermedades que puedan causar epidemias de importancia global. Varias de las enfermedades epidémicas objeto de los programas de vigilancia y respuesta de la OMS se han asociado con la guerra biológica. Las guías sobre enfermedades epidémicas específicas, así como el manejo de los programas de vigilancia, se encuentran disponibles en formato impreso y electrónico; una lista actualizada de estos documentos se encuentra disponible en la World Wide Web. La OMS es responsable de la administración de las Regulaciones Sanitarias Internacionales (International Health Regulations, IHR), que son el marco de referencia global (políticamente neutro y técnicamente competente) dentro del cual pueden operar las redes nacionales y globales de vigilancia y respuesta de manera oportuna y coordinada. Una versión revisada de las IHR se encuentra en preparación y tomará en cuenta los avances globales que se presentaron durante los últimos 30 años del siglo veinte.

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) es la Oficina Regional para las Américas de la Organización Mundial de la Salud. Dentro del sistema interamericano, es el organismo especializado en salud, con 100 años de experiencia dedicados a mejorar la salud y las condiciones de vida de los pueblos de las Américas.

La misión esencial de la Organización es cooperar técnicamente con los gobiernos Miembro y estimular la cooperación entre ellos para que, a la vez que conserva un ambiente saludable y avanza hacia el desarrollo humano sostenible, la población de las Américas alcance la salud para todos y por todos. La OPS lleva a cabo esa misión en colaboración con los ministerios de salud, otros organismos gubernamentales e internacionales, organizaciones no gubernamentales, universidades, organismos de la seguridad social, grupos comunitarios y muchos otros.

En 1976, la OPS creó el Programa de Preparativos para Situaciones de Emergencia y Socorro en Casos de Desastre (desde el 2002 se denominó Área) para ayudar al sector salud a reforzar las actividades de preparativos, respuesta y mitigación para desastres. Este apoyo se ha dado en tres programas principales: preparativos, mitigación y respuesta. El área cuenta, además, con varios proyectos técnicos especiales: Mitigación de Desastres en Hospitales y Sistemas de Agua Potable, Sistema de Manejo de Suministros Humanitarios (SUMA) y el Centro Regional de Información sobre Desastres, CRID.

Como respuesta a la solicitud de numerosos países, ante la posibilidad del uso deliberado de agentes biológicos y químicos, la Organización Panamericana de la Salud creó un equipo técnico para el tema de bioterrorismo, liderado por el Director Adjunto e integrado por diversas áreas y unidades técnicas de la OPS, en particular, Emergencias y Desastres, Enfermedades Transmisibles, Salud Ambiental, Inmunizaciones, Salud Pública Veterinaria e Información Pública, entre otras.

El Programa Internacional de Seguridad Química (International Programme on Chemical Safety, IPCS), una empresa conjunta del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (United Nations Environment Programme, UNEP), la Organización Internacional del Trabajo (International Labour Organization, ILO) y la OMS establecida para llevar a cabo y diseminar las evaluaciones de los efectos de los productos químicos sobre la salud de las personas y la calidad del medio ambiente, produce guías y material de entrenamiento para la preparación y respuesta a los incidentes químicos de origen tecnológico, que también serían aplicables si se liberaran de forma intencional agentes químicos. La IPCS proporciona apoyo técnico a los programas nacionales de seguridad química, incluso el establecimiento o fortalecimiento de los centros de información química capaces de brindar asesoría las 24 horas del día sobre exposiciones químicas y tóxicas. El programa INTOX del IPCS, que incluye una red conectada electrónicamente de cerca de 120 centros en 70 países, permite el acceso rápido a experiencias toxicológicas, analíticas y clínicas. Tal mecanismo también sería útil en la identificación y respuesta a los incidentes que involucren agentes químicos utilizados en las confrontaciones bélicas.

to previous section to next section

Please provide your feedback   English  |  French  |  Spanish