Home page  |  About this library  |  Help  |  Clear       English  |  French  |  Spanish  
Expand Document
Expand Chapter
Full TOC
Preferences
to previous section to next section

close this bookRespuesta de la Salud Pública a las Armas Biológicas y Químicas - Guía de la WHO - Segunda Edición (OPS; 2003; 302 paginas) [EN] [RU] View the PDF document
View the documentPrefacio a la edición en español
View the documentPrólogo
View the documentAgradecimientos
View the documentResumen ejecutivo
View the documentAbreviaturas y acrónimos
View the documentLista de colaboradores
open this folder and view contents1. Introducción
open this folder and view contents2. Evaluación de la amenaza a la salud pública
open this folder and view contents3. Agentes biológicos y químicos
open this folder and view contents4. Preparación y respuesta en salud pública
open this folder and view contents5. Aspectos legales
open this folder and view contents6. Fuentes internacionales de asistencia
open this folder and view contentsAnexo 1: Agentes químicos
close this folderAnexo 2: Toxinas
View the document1. Introducción
close this folder2. Toxinas bacterianas
View the document2.1 Enterotoxinas de Staphylococcus aureus
View the document2.2 Neurotoxinas de Clostridium botulinum
View the document2.3 Aflatoxinas y otras toxinas fúngicas
close this folder2.4 Toxinas de algas y de otras plantas
View the document2.4.1 Saxitoxina
View the document2.4.2 Ricina
View the documentBibliografía
open this folder and view contentsAnexo 3: Agentes biológicos
open this folder and view contentsAnexo 4: Principios de protección
open this folder and view contentsAnexo 5: Precauciones contra el sabotaje de agua potable, alimentos y otros productos
open this folder and view contentsAnexo 6: Fuentes de información
View the documentAnexo 7: Afiliación de los estados miembro de la OMS a los tratados internacionales sobre armas químicas y biológicas
View the documentCubierta Posterior
 
2.4.1 Saxitoxina

La saxitoxina es una de las ficotoxinas que contribuyen a la intoxicación paralítica por mariscos. También se puede sintetizar, aunque con dificultad. El consumo de comida de mar contaminada con toxinas de alga marina puede causar intoxicación por mariscos, paralizante o con diarrea. Además de ser producidas por algas marinas, las toxinas PSP (paralytic shellfish poisoning) también pueden ser producidas por ciertas bacterias, cianobacterias y algas rojas, según los grupos laterales sustitutos, que son moléculas pequeñas de cerca de 300 Da. El compuesto madre, la saxitoxina misma, es una neurotoxina poderosa que se une con alta afinidad a los canales de sodio de las membranas celulares, la cual inhibe el ingreso de los iones de sodio a las células sin alterar la salida de iones de potasio. Se suprimen los potenciales de acción de las células y resulta una parálisis, cuya extensión depende de la dosis. La unión de la saxitoxina a los canales de sodio es reversible. La toxina es soluble en agua y es estable; es factible su dispersión en aerosol. Se han informado muertes en adultos después de la ingestión de 0,5 a 12,4 mg. Las dosis letales mínimas en niños se calculan en 25 ìg/kg (26, 27).

Fuentes

Las toxinas PSP, incluso la saxitoxina, se pueden aislar de moluscos bivalvos, como la ostra, Saxidona giganteus, que han acumulado dinoflagelados productores de PSP, como Gonyaulax catanella, durante su alimentación. En un experimento reportado, se procesaron cerca de 8 toneladas de ostras para producir un solo gramo de saxitoxina (28).

Principales características clínicas

Los síntomas clínicos informados describen el resultado de la ingestión de saxitoxina. El inicio de los síntomas es típicamente en 10 a 60 minutos. El adormecimiento o cosquilleo de los labios y de la lengua (atribuibles a la absorción local) se extiende a la cara y el cuello, seguido de una sensación de alfileres en los dedos de las manos y de los pies. Con la exposición moderada a grave, la parestesia se extiende a los brazos y las piernas. Se reduce la actividad motora, el habla se vuelve incoherente, la respiración difícil y los sujetos mueren de paro respiratorio. Los estadios terminales se pueden presentar en 2 a 12 horas. No se han reportado casos de exposición por inhalación en la literatura médica, pero los experimentos en animales sugieren que todo el síndrome se comprime y que la muerte se puede presentar en minutos.

Diagnóstico y detección

El diagnóstico se confirma por la detección de la toxina, por medio de ELISA o de un bioensayo en ratón, en muestras, por ejemplo, de contenido estomacal, agua o comida.

Manejo médico

No existen antídotos específicos y el tratamiento se basa en síntomas. La toxina normalmente es depurada rápidamente del cuerpo por la orina, de tal manera que las víctimas que sobreviven de 12 a 24 horas, generalmente se recuperan. Los diuréticos pueden ser de ayuda. La terapia con antitoxina específica ha tenido éxito en animales.

Profilaxis

No se ha desarrollado ninguna vacuna para la exposición a saxitoxina para uso en humanos.

Estabilidad/neutralización

La saxitoxina mantiene su actividad en agua calentada a 120 ÚC.

to previous section to next section

Please provide your feedback   English  |  French  |  Spanish